Infoekumene / Organismos centrales de diálogo y cooperación

Consejo Latinoamericano de Iglesias (CLAI)

¿Qué es el CLAI?

El Consejo Latinoamericano de Iglesias es una organización de iglesias y movimientos cristianos creada para promover la unidad entre los cristianos y cristianas del continente.

 

¿Cuándo y dónde fue fundado el CLAI?

Después de una asamblea convocatoria realizada en Oaxtepec, México, en septiembre de 1978, hubo un proceso de formación que involucró a muchas iglesias del continente y que llevó a la constitución oficial del CLAI en Huampaní, Lima, en noviembre de 1982.

 

¿Quiénes lo forman?

Las iglesias y movimientos que conforman el CLAI son aquellas que reconocen a Jesucristo como Señor y Salvador de acuerdo con las Sagradas Escrituras. Son miembros del CLAI más de ciento cincuenta iglesias bautistas, congregacionales, episcopales, evangélicas unidas, luteranas, moravas, menonitas, metodistas, nazarenas, ortodoxas, pentecostales, presbiterianas, reformadas y valdenses, así como organismos cristianos especializados en áreas de pastoral juvenil, educación teológica, educación cristiana de veintiún países de América Latina y el Caribe.

 

¿Qué objetivos persigue el CLAI?

El CLAI trabaja para profundizar la unidad que ya tenemos en Cristo, reconociendo la riqueza que representa la diversidad de tradiciones, confesiones y expresiones de fe, reflexión, enseñanza, proclamación y servicio. El CLAI estimula la tarea evangelizadora de sus miembros y les ayuda a descubrir su identidad y compromiso como cristianos en la realidad continental, y en la búsqueda de un orden de justicia y fraternidad.

 

¿Qué aporta el CLAI a sus iglesias y organismos miembros?

El CLAI ofrece a su membresía una amplia y variada gama de servicios en temas como la evangelización, la liturgia, la familia, los derechos humanos, la reflexión bíblico-teológica, el desarrollo de liderazgo, el medio ambiente, la salud integral y la comunicación cristiana

 

Diversidad y comunidad: Dando testimonio de nuestra unidad

El Espíritu de Dios nos ha acompañando como iglesias evangélicas (históricas, de santidad, pentecostales, independientes) en nuestro testimonio de fe en América Latina. Hemos avanzado, por la gracia de Dios, en número y hacia una iglesia enraizada en el pueblo con un perfil latinoamericano. Somos iglesias que proclamamos que Jesucristo es salvación y vida para nuestros pueblos y nuestra gente.

El CLAI acompaña a las iglesias en su testimonio de unidad y reconoce que pertenecemos unos y otros a una misma fe; que la unidad es parte integral de nuestra misión para que el mundo crea (Juan 17.21); y, que nuestra unidad es un don de gracia dado en Jesucristo que nada ni nadie puede destruir.

A partir de su vocación ecuménica, el Consejo Latinoamericano de Iglesias busca promover la unidad de los cristianos y cristianas en América Latina y el Caribe porque cree que así contribuye a la unidad de la Iglesia de Cristo y también a la de los pueblos del continente. Esa búsqueda de la unidad, que es la razón de ser del CLAI, se realiza en un ambiente de creciente diversidad y pluralidad social, cultural y religiosa. No es una unidad monolítica, sino una unidad basada en el reconocimiento de la riqueza de nuestras diversidades.

El CLAI es un organismo ecuménico que hace parte del movimiento ecuménico. Ecuménico viene del vocablo griego oikoumene. A su vez, este término es un derivado de la palabra oikos, que significa casa, lugar donde se vive, espacio donde se desarrolla la vida doméstica, donde las personas tienen un mínimo de bienestar. En el Nuevo Testamento, esta palabra se usa en varias ocasiones (ver Mateo 24.14; Lucas 2.1; 4.5; 21.26; Hechos 11.28; Romanos 10.18; Hebreos 1.6; 2.5; y Apocalipsis 12.9), para referirse al "mundo entero", a "toda la tierra", y también al "mundo venidero".

Cuando decimos hoy que algo es ecuménico, con eso queremos significar que se alcanza a toda la especie humana, que se es universal. Esta universalidad incluye por lo menos las siguientes dimensiones: geográfica (alcanza a todos los lugares o rincones de la tierra); cultural (alcanza a pueblos de diversas culturas o modos de vivir); política (alcanza a todos los pueblos, independientemente del sistema político en que vivan); de género (supera las discriminaciones por causa del género o identidad sexual); social (supera las discriminaciones sociales o de clase) y racial (supera las discriminaciones raciales o por el color de la piel). En su significado específicamente religioso, el término ha venido a representar la unidad de la Iglesia de Cristo por encima de las diferencias geográficas, culturales y políticas entre las diversas iglesias locales.

 

Estructura del CLAI

Para la realización de su ministerio, el CLAI cuenta con una estructura ágil y una amplia variedad de programas. La estructura del Consejo, que consiste en una secretaría general, secretarías regionales y coordinaciones de programas, es el instrumento para viabilizar los servicios que ofrece el Consejo, adecuándose a las realidades regionales y nacionales.

La Asamblea General es el máximo cuerpo de gobierno del CLAI y tiene entre sus funciones promover el diálogo entre los miembros del CLAI para compartir experiencias y esperanzas con relación a la misión y el testimonio cristianos en el continente, así como establecer las directrices para el plan general de trabajo y actividades del CLAI.

La Junta Directiva es el organismo responsable de la dirección del CLAI entre Asambleas Generales y está integrada por el presidente del CLAI, 16 miembros titulares y 9 miembros suplentes, elegidos por la Asamblea General. La Junta Directiva tiene entre sus funciones las de procurar la consecución de los objetivos generales del CLAI, ejecutar los acuerdos de la Asamblea General y supervisar la implementación del plan de trabajo del Consejo.

La Mesa Ejecutiva está compuesta por el presidente/a, los vicepresidentes, el tesorero, el secretario/a de actas y el secretario general como miembro exoficio.

 

Programas y Servicios

— Fe, Economía y Sociedad (FES)
— Pastoral de la Mujer
— Juventud
— Niños, Niñas y Adolescentes
— Liturgia
— Programa de Apoyo Solidario a las Iglesias (ASI)
— Promoción y Comunicaciones
— Salud y Salvación
— Ciudadanía Ambiental

http://www.claiweb.org/