En su balance tras la reciente visita del Papa Francisco a Irak, Vázquez precisa que «la diversidad enriquece y no anula la identidad». «Hoy en día tenemos que aprender a convivir con la diversidad, que no es nunca una amenaza», subraya

El director del Secretariado de la Subcomisión de Relaciones Interconfesionales de la Conferencia Episcopal Española (CEE), Rafael Vázquez, ha advertido de que «la islamofobia es un atentado contra la vida y la dignidad de las personas».

«La islamofobia, en tanto que supone un rechazo al otro, que es mi hermano, se convierte en problema de todos. No se puede construir una sociedad fraterna cuando hay desprecio por etnia o por religión o por cuestión de sexo. Es un atentado contra la vida y una falta de respeto a la dignidad de las personas», asegura Vázquez en una entrevista con la web de periodismo contra el odio SalamPlan.com, recogida por Europa Press.

Balance visita Papa

En su balance tras la reciente visita del Papa Francisco a Irak, Vázquez precisa que «la diversidad enriquece y no anula la identidad». «Hoy en día tenemos que aprender a convivir con la diversidad, que no es nunca una amenaza», subraya.

Visita al Ayatolá Al Sistani

Del viaje del Pontífice destaca como «uno de los momentos más emocionantes», la visita al Gran Ayatolá Al Sistani porque, según explica, ya existían relaciones avanzadas con el islam sunita –el documento de la Fraternidad se firmó en Abu Dabi junto con el Gran Imán de la mezquita de Al Azhar, Al Tayeb–, pero no con el chiísmo.

«Esa cercanía no existía con el chiísmo. Precisamente ese encuentro entre el Papa y Al Sistani, ha supuesto la apertura al diálogo con el islam chií», enfatiza.

Paz, entendimiento y tolerancia

Según añade, todos hablan «de paz, entendimiento y tolerancia entre unos y otros» y se «desmarcan de todas las visiones fundamentalistas, que instrumentalizan la religión y que manipulan los textos sagrados buscando otros fines, que son políticos o geopolíticos».

En España, según destaca, la CEE está en contacto con todas las asociaciones musulmanas y comenta que hay iniciativas de encuentro, entre jóvenes de mezquitas y de parroquias, «que son pequeños todavía» pero que considera «muy significativos».

«La idea es crear un clima de encuentro, de conocimiento mutuo, de superación de prejuicios y de ser capaces entre todos de crear un clima de fraternidad entre nosotros», asegura, al tiempo que añade que España «ha dejado de ser un país monocromático a nivel de fe».

Diario de la La Mancha / Lanza